Noticias
Presentan el Modelo Institucional de Desarrollo Emprendedor
06/30/2015
A partir de agosto próximo, de manera secuencial, articulada y con herramientas y servicios innovadores, la Universidad de Sonora impulsará el Modelo Institucional de Desarrollo Emprendedor, estrategia que habrá de detonar nuevas empresa e, incluso, organismos sociales sin fines lucrativos, anunció José Alfredo Camacho Espinoza, coordinador del Programa Emprendedores Universitarios (PEU).

En el marco del Primer Foro Empresarial-Academia "El docente como gestor del emprendimiento universitario sustentable", destacó que nuestra casa de estudios se caracteriza en México por formar parte de lo que hoy en el mundo se denomina ecosistema emprendedor, cuyo sustento es un recurso humano --profesores, investigadores y estudiantes-- de alta calidad creativa e innovadora.

En su intervención en el auditorio del Centro de las Artes, ante la presencia de 157 académicos, además de estudiantes y empresarios, admitió que en nuestro campus universitario se observa precisamente un ecosistema de emprendurismo que cada vez logra mayor madurez, por lo que a través del nuevo modelo se espera que en el corto plazo "se puedan cosechar muchas cosas que ya hacemos de manera articulada en todo este proceso".

Dio a conocer que la Cadena de Valor de la Iniciativa Emprendedora, propuesta por Candida Brush, académica de la Universidad de Boston, con más de 30 años estudiando el fenómeno global del emprendimiento, impulsa las fases de Decisión de Emprender, Gestión de la Idea, Desarrollo del proyecto y Creación y Consolidación del Negocio, conceptos que incorporarán al nuevo modelo.

Asimismo, destacó que en esta acción activará de mejor forma los programas de Emprendedores Universitarios, Incubación de Empresas y el de Formación Empresarial de la Academia, además de que crearán la plataforma electrónica de promoción "Emprende Búhos"; la estrategia de detección de emprendedores de alto nivel con reconocimiento a través de lo que se llamará Club Unival, así como el Certamen Emprendedor "BuhoInnovaT2015".

La gran idea, sostuvo, es apoyar la construcción de sueños y proyectos viables de nuestra comunidad universitaria, lo cual implica fundamentar cambios estructurales, de organización y procesos de trabajos para aportar un mejor orden en este nuevo desarrollo.

"Estamos convencidos de que para ocasionar un cambio es necesario mentalizarnos en algo que denominamos calidad de vida, la cual, en ambientes emprendedores, está ligada con la pasión de las personas por desarrollar lo que les gusta", expresó.

Hay actividades en el campus universitario, añadió, donde el estudiante se da cuenta de qué es lo que le apasiona y sueña, para luego, al egresar, decidir qué es lo que intentará implementar para detonar el desarrollo humano y económico de su región.

Camacho Espinoza consideró que hablar de emprendimiento implica también innovación, de ahí que cuando uno se atreve a soñar y se trabaja arduamente con lo que se propone, conlleva el concepto de hacerlo realidad de manera sustentable, visto no sólo desde la parte ecológica y del impacto de los proyectos en el entorno, sino también en un sustento económico y social.

Advirtió que no existe una edad determinada para generar un emprendimiento, y dio ejemplos de varios empresarios exitosos del país y el extranjero. Además, se refirió al Silicon Valley, en California, que presenta un gran reto de cómo podemos participar activamente en reproducir ese escenario que han detonado las principales empresas a nivel global en los últimos años.

Asimismo, puntualizó que este nuevo proceso tiene relación con marcos normativos de regulaciones adecuadas, capital humano disponible, vínculo entre empresas y universidades y centros de investigación, donde está el capital del conocimiento, así como el renglón de financiamiento con capital de riesgo y acompañamiento de todo proyecto, y las condiciones del mercado, donde pueda penetrar y desarrollarse de manera exitosa un nuevo negocio.

El nuevo modelo, concluyó, iniciará con esquemas motivacionales orientados a generar en la comunidad universitaria la decisión de emprender y ser líder de una estrategia de negocio empresarial, a la que se le dará acompañamiento a través de asesoría e incubación.

Sobre este tema, César Villegas Carrazco, coordinador de la Oficina de Transferencia de Tecnología y Conocimiento dijo que esa área es la entidad oficial certificada ante el Conacyt y la Secretaría de Economía para detectar y analizar la posibilidad de protección intelectual e industrial, y la comercialización de una tecnología que se puede traducir en un nuevo desarrollo como negocio innovador.

"Nos interesa apoyar todo emprendimiento, como nueva propuesta de valor, de alto impacto tecnológico para proteger, acompañar y hacer realidad una empresa emanada de nuestra institución", puntualizó. (JAR)